QUEMADURAS EN LA EDAD PEDIÁTRICA

Artículo de Oihane González Corino

 Las quemaduras son una de las lesiones más comunes en lactantes y niños/as.

Se define como quemadura toda lesión local producida por una excesiva exposición a una fuente de calor. Puede deberse a diferentes mecanismos, tales como la exposición prolongada al sol, llamas, explosiones, fricciones, la acción de agentes físicos, químicos o eléctricos y, por escaldadura.

Son comunes los accidentes que producen quemaduras, por ejemplo, no poner cremas solares protectoras, o no comprobar la temperatura del agua del baño, dejar cables expuestos…

La prevención juega un gran papel en todas las lesiones, pero en las quemaduras, por el riesgo de gravedad y de dejar lesiones permanentes, deberíamos ser muy cuidadosos/as. No obstante, cuando ya se ha producido la lesión ¿qué debemos hacer?

Según la Asociación Española de Pediatría “son más frecuentes en varones y con edades entre 2 y 4 años. La mayoría ocurren en el ámbito doméstico, un 80-90% son producidas por agentes térmicos y hasta un 15% son debidas a maltrato físico”.

Continue reading QUEMADURAS EN LA EDAD PEDIÁTRICA

RCP – Reanimación Cardiopulmonar en niños/as mayores de 1 año (maniobra manual básica sin DESA)

En el quinto capítulo, explicamos la maniobra de Reanimación Cardiopulmonar en niños y niñas mayores de 1 año (RCP manual básica sin DESA)

  1. Asegura el lugar de los hechos. Elimina los peligros que amenacen tu seguridad, la del paciente o la de las personas que estén en ese lugar.
  2. Comprobar el estado de consciencia de la víctima.
    • Acércate a la cara y en voz alta pregunta: “¿Te encuentras bien?”.
    • Arrodíllate a la altura de los hombros, sacudiéndolos con suavidad.
    • Si no responde….
  3. Sin abandonar a la víctima grita pidiendo ayuda y colócala en posición de reanimación (boca arriba con brazos y piernas alineados sobre una superficie rígida, y con el tórax descubierto).
  4. Abre la vía aérea realizando la maniobra frente-mentón. Con esta maniobra evitamos que la base de la lengua impida el paso del aire a los pulmones.
  5. Manteniendo la vía aérea abierta, comprueba si la víctima respira con normalidad (ver, oír, sentir, durante no más de 10 seg.)
  6. Si la víctima no respira normalmente: Con la vía aérea abierta (frente-mentón) realiza 5 insuflaciones (insuflaciones de rescate) – boca a boca o boca a boca-nariz en función del tamaño del/la niño/a. Si el estado del/la menor no revierte…
  7. Inicia la RCP con 30 compresiones torácicas en el centro del pecho; comprimir el esternón para deprimirlo al menos un tercio del diámetro anteroposterior del tórax o 5 cm. La técnica se realiza con el talón de una mano.
  8. Alternamos compresiones – ventilaciones en una secuencia 30:2 (30 compresiones y 2 ventilaciones), a un ritmo de 100 compresiones por minuto. 9. Pasado un minuto, pide ayuda ayuda (llama al 112), y en el caso de la existencia de un desfibrilador, colócalo rápidamente. 10. No interrumpas las maniobras de reanimación salvo que la víctima inicie respiración espontánea, el socorrista se agote o llegue ayuda especializada.

LA GRIPE ¿QUÉ SABES SOBRE LA ENFERMEDAD DE LA TEMPORADA INVERNAL?

 

Artículo de Leire Hierrezuelo Otero

La gripe es una enfermedad infecciosa, producida por tres tipos diferentes de virus: A, B y C. Entre ellos, los más frecuentes son los dos primeros.

Es una enfermedad muy contagiosa que se hace presente en los meses correspondientes al otoño e invierno de cada hemisferio. Suele causar muchos casos de consulta tanto en Atención Primaria como en los servicios de Urgencias, siendo en su mayoría casos leves y sin complicaciones, aunque en ocasiones puede complicarse y tener una mala evolución. Hay grupos  de población con mayor riesgo de contagiarse y desarrollar complicaciones para quiénes se ponen en marcha las campañas de vacunación.

Continue reading LA GRIPE ¿QUÉ SABES SOBRE LA ENFERMEDAD DE LA TEMPORADA INVERNAL?